13 de septiembre, 2016

El intendente de Chascomús, Javier Gastón, se reunirá hoy (martes) con el ministro de Gobierno, Federico Salvai, luego de que la gobernadora María Eugenia Vidal, vetara la semana pasada la ley que suspendía por dos años la ejecución de un juicio millonario contra esa comuna y el vecino distrito de Lezama.

La decisión de la mandataria bonaerense fue rechazada por el Frente Renovador, desde donde deslizaron que el veto podría estar vinculado a la negativa del jefe comunal massista de pasarse a las filas de Cambiemos.

Los legisladores renovadores, consideraron que la mandataria bonaerense aplicó “la lógica del látigo y la chequera”, mientras que Gastón, dijo “no” entender “lo que pretende la gobernadora” y recordó que la comuna no puede afrontar la deuda que asciende a casi 100 millones de pesos.

La ley que Vidal dejó sin efecto, fue aprobada por unanimidad en ambas cámaras, y suspendía por dos años la ejecución de la sentencia contra Chascomús y Lezama. Cabe señalar que el conflicto se inició cuando en 1995, tres escuelas rurales pidieron autorización al Municipio para realizar un sorteo de mil números cuyo premio era una fracción de terreno de 327 hectáreas, valuada en 15 mil dólares, del que dos vecinas resultaron beneficiadas.

Las ganadoras de la rifa, en su momento, no pudieron escriturar el bien por irregularidades de la gestión municipal e iniciaron un juicio. El año pasado, la Corte Suprema, ordenó a la comuna a afrontar la deuda junto a Lezama (que por entonces estaba integrado a Chascomús) y la Provincia de forma solidaria.


Compartir