3 de noviembre, 2020

El gobierno de la Provincia de Buenos Aires actualizó la situación epidemiológica bonaerense y resaltó un descenso de contagios generalizado. El ministro de Salud, Daniel Gollán, expresó que “esto no implica que debamos descuidarnos” y mencionó la segunda ola COVID europea como señal de alerta.

Descenso en AMBA e Interior de la Provincia

En el área metropolitana bonaerense se registró un descenso de contagios pro novena semana consecutiva. Del pico de casos de 5334 registrados en agosto se bajó a 2060 en la última semana de octubre.

“La novedad es que vemos un declive en el interior bonaerense”, señaló Gollán en conferencia de prensa.

El interior provincial pasó de 1515 casos a 1304 registrado en la última semana epidemiológica de octubre.

“Esto sucede por un conjunto de variables. Todo lo que se hace para mitigar la velocidad de crecimiento de los casos y también la estacionalidad de este virus que es muy contagioso en verano pero es mayor en el invierno porque la gente está encerrada y las cargas virales son mayores”, explicó el titular de la cartera de Salud.

Camas de Terapia Intensiva

En el AMBA el promedio es de 57,28% pasando de 1254 de septiembre a 774 a comienzos de noviembre. El promedio en el interior es de 42,52%. “Esto no implica que debamos descuidarnos”, enfatizó Gollan.

El Viceministro de salud bonaerense, Nicolás Kreplak, hizo un repaso por la segunda ola europea de COVID para demostrar que “esta pandemia no terminó”. Ejemplifico con titulares de diarios que señalaban a Francia “fuera de control”, remarcaban una segunda ola con más casos de terapia intensiva que la primera y criticaban a la Unión Europea por “relajar” las medidas antes de tiempo.


Compartir