4 de abril, 2022

El Municipio de Campana sigue adelante con el plan regulación de conexiones cloacales para ponerle fin a un problema histórico que sufre distintos puntos de la ciudad como es el derrame de aguas servidas a la vía pública.

Luego de completar los trabajos en los barrios Sarmiento y Del Pino, la Secretaría de Espacio Público realiza nuevas conexiones en domicilios del casco urbano.

Puntualmente, ahora las obras se llevan adelante en la zona de las calles Sivori, Arenales y Cándido Cabrera e implican el tendido de la red desde los hogares hasta el troncal existente.

El intendente Sebastián Abella, estuvo observando los trabajos realizados durante esta semana y conversó con los vecinos que adhirieron al plan que se ejecuta de forma gratuita junto a la empresa ABSA.

“La idea es alcanzar a todos los vecinos que sus viviendas no se encuentran conectadas a la red cloacal para que puedan regularizar su situación. Es un problema de muchos años que nunca fue atendido y afecta a toda la ciudad. Porque además de perjudicar a las familias, se daña el pavimento y se genera verdín poniendo en peligro a los peatones”, señaló el jefe comunal.


Compartir