13 de julio, 2023

Con la firma del Juzgado en lo Contencioso Administrativo N°1, la Justicia falló a favor de la Municipalidad de San Nicolás, en su causa contra el Instituto de Obra Médico Asistencial (IOMA), quien se había negado a dar cobertura a aquellos trabajadores municipales que no habían adherido al cambio de obra social. A partir de ahora, deberá seguir brindando el servicio.

Como ya se informó meses atrás, el municipio había anunciado que abandonaría IOMA y convocó a licitación para la nueva cobertura médica, que finalmente quedó en manos de Avalian, del grupo La Segunda.

«Los trabajadores merecen poder atenderse con su médico de preferencia y en cualquier lugar de la ciudad; y los médicos cobrar en tiempo y forma por esas prestaciones», explicó en su momento, el intendente de San Nicolás Manuel Passaglia, al tiempo que dijo que esto «con IOMA no pasa, ya lo planteamos muchas veces y es inútil seguir esperando a que hagan algo por mejorarlo».

A partir de dicha resolución por parte de la Justicia, se le abre la puerta a otros distritos bonaerenses que ya habían expresado su intención de adoptar la misma medida tomada que en San Nicolás y buscaban replicarla, pero se encontraron con diversas trabas y la incertidumbre de no saber en qué terminaría la disputa. Fue por eso que desde el gobierno de Axel Kicillof salieron al cruce y lo acusaron de poner en riesgo la salud de los trabajadores, ya que dejaría sin cobertura a quiénes estén cursando un tratamiento alegando que no podrían seguir en IOMA.

Con este antecedente brindado por San Nicolás, seguramente habrá otros intendentes que tomen la decisión de irse de IOMA para poder brindarles a sus empleados una mejor calidad de atención.

Sin embargo, ante la solicitud del Municipio de San Nicolás, la Justicia determinó que la decisión de Passaglia es acertada y que no reviste carácter de inconstitucionalidad alguna, por lo que IOMA deberá hacerse cargo de seguir brindando su atención a todos los trabajadores que no hayan decidido su pase a la nueva obra social contratada por la Municipalidad.

«Nuestros trabajadores se merecen una obra social que responda a sus urgencias, y les permita elegir dónde atenderse sin pagar de más por cada prestación», contó Passaglia, y también indicó que los empleados seguirán pagando los mismos aportes, el 4,5% de sus ingresos, con lo cual no tendrán diferencia económica pero sí un mejor plan de atención médica para sus familias.


Compartir