2 de enero, 2019

Cambiemos y el Presidente de la nación Mauricio Macri, cerraron un 2018 con varios inconvenientes económicos y sociales. Por caso, desde septiembre último, desde el oficialismo aseguran que, a partir de marzo de este año, la crisis comenzará a dar signos de revertirse para ingresar en una etapa de crecimiento.
En ese sentido, en declaraciones radiales, el intendente de San Isidro Gustavo Posse, se refirió al último año de la gestión nacional y ponderó el valor del jefe de Estado, Mauricio Macri.
“Las medidas que se toman son rudas, crudas, y una tras de otra, para poder nivelar el avión”, señaló el jefe comunal de Cambiemos y agregó que “hay un gran coraje de tomar decisiones difíciles”.
De esa manera, sentenció: “No me gustaría estar en el lugar de Mauricio Macri”. En tanto, sostuvo que “uno puede estar de acuerdo o desacuerdo con las medidas que se toman. Uno tiene la esperanza que los moviliza de que todo el esfuerzo dé una salida”.
Por último, Posse remarcó que “es difícil poner un puntaje en un año difícil”. “Yo quiero que las cosas salgan bien y veo que las cosas no salen bien”, cerró.


Compartir

Etiquetas: ,