17 de agosto, 2018

El Defensor del Pueblo Adjunto bonaerense, Walter Martello, advirtió que ante el contexto de devaluación que atraviesa el país se “podría generar un resurgimiento de drogas baratas y más nocivas”.
A cargo del Observatorio de Adicciones y Consumos Problemáticos Martello, remarcó que la emergencia decretada por el gobierno nacional “quedó solo en una mera declaración” y alertó sobre los efectos de la devaluación del peso en la oferta de drogas ilegales.
“El precio en dólares de la cocaína, podría generar una situación similar a la que registró después de la crisis de 2001 cuando proliferaron masivamente drogas de bajo costo como el paco, que tienen efectos más nocivos que otros estupefacientes”, argumentó.
Las declaraciones del defensor adjunto, fueron efectuadas en el marco del seminario “Herramientas para la prevención del consumo de drogas en contextos educativos”, que se realizó en la localidad de Chascomús donde compartió la disertación disertó junto al intendente local, Javier Gastón, el diputado nacional Daniel Arroyo y el coordinador de la Estrategia Municipal sobre Drogas, Esteban Wood.
“En la Argentina, rige hasta fin de año la emergencia en adicciones que fue decretada en diciembre de 2016 por el gobierno nacional. El objetivo de la norma era adoptar una serie de acciones para un abordaje integral de la problemática, pero hasta el momento los resultados son prácticamente inexistentes. La situación económica, tras la devaluación, no ayuda en nada y debemos encarar de forma urgente políticas preventivas para evitar que las adicciones sigan creciendo”, agregó Martello.
Por último, el funcionario bonaerenas explicó que “las propias estadísticas oficiales muestran que el 68% de la droga incautada, proveniente del exterior, es para consumo interno. Esto demuestra que la Argentina hace tiempo dejó de ser un país de tránsito para el narcotráfico”.


Compartir