12 de octubre, 2016

El presidente Mauricio Macri recorrió las obras de soterramiento del ferrocarril Sarmiento en la localidad bonaerense de Haedo junto a la gobernadora María Eugenia Vidal.
Durante el acto, Macri puso en marcha la tuneladora con la cual se excavarán 22,4 kilómetros de túnel, paralelo al trazado actual de las vías, para conectar las estaciones de Castelar con Caballito, en la Ciudad de Buenos Aires. De esta manera, el tren Sarmiento circulará bajo tierra en dicho tramo.
Según el Ministerio de Transporte, la obra va a mejorar la calidad del servicio con más rapidez y más frecuencias: se reducirán en un 20% los tiempos de viaje y también se mejorará la frecuencia del servicio, ya que se reducirá de 10 a 3 minutos el tiempo de espera entre un tren y otro. Se calcula que más 200.000 pasajeros utilizan a diario este medio.
Con la obra se busca que la operación de los trenes sea más segura y se eviten todas las demoras y caos vehicular en los pasos a nivel y zonas aledañas a las vías, sobre todo con la eliminación de 49 pasos a nivel por los que en promedio y en total circulan 20.000 vehículos al año.
El soterramiento del Sarmiento permitirá a la vez, liberar más de 1 millón de metros cuadrados en la superficie, que será recuperado para el uso público, convirtiéndose en un nuevo pulmón verde a lo largo de 16 km.


Compartir