1 de junio, 2020

El intendente de Vicente López, Jorge Macri, le pidió a la gobernación del gobernador bonaerense, Axel Kicillof, la apertura de los templos religiosos de la comuna. La novedad tuvo repercusiones dispares entre los vecinos que consideran que la medida no es prioritaria, que creen que se puede seguir rezando «desde la casa», le temen a las aglomeración de personas y los que felicitaron al mandatario municipal.
“Le hemos pedido al gobierno provincial que permita abrir templos religiosos. No para realizar celebraciones, sino para que las personas puedan rezar, hablar con su cura, pastor o rabino”, informó el jefe comunal desde sus redes sociales y argumentó que la pandemia genera angustia y “es mucha la gente que encuentra ese bienestar en él rezo” sostuvo.


Compartir