1 de julio, 2019

A dos meses de su implementación, la Defensoría del Pueblo bonaerense que conduce Guido Lorenzino dio a conocer un informe en que alerta que el programa de Precios Cuidados para Productos Esenciales no se cumple en casi la mitad de los comercios relevados en la provincia -teniendo en cuenta las variables precio, stock y y reposición, visibilidad e identificación- .
“Observamos que el programa se cumple en apenas en el 57% de los locales analizados, mucho menos que el 80% que informó la Secretaría de Comercio Interior de la Nación”, señaló Lorenzino.
El relevamiento se llevó a cabo en híper y supermercados en las ciudades donde el organismo tiene delegaciones, donde se verificó la presencia de los 64 productos de la canasta básica que mantendrán su precio congelado durante seis meses.
Entre las principales problemas detectados, se encuentra una inadecuada reposición de productos y la falta de stock. También se registró que en el 39,6% de los comercios relevados hay dificultades en la señalización de los productos, es decir la identificación y visibilidad de la mercadería.
“Hay una falta de control por parte del gobierno nacional para que los empresarios cumplan con este acuerdo. En un escenario de crisis, donde se busca incentivar el consumo de los sectores más vulnerables, estamos ante una medida electoralista que le da la espalda a la realidad”, manifestó el funcionario provincial.


Compartir