6 de octubre, 2020

El intendente de Lanús, Néstor Grindetti, y el jefe de Gabinete y responsable del área de Seguridad local, Diego Kravetz, elevaron un proyecto de ordenanza al Concejo Deliberante local para la adquisición de 30 pistolas taser.
Según se informó, las mismas serán destinadas a los agentes de Seguridad Ciudadana del Municipio y efectivos de Policía Local que tendrán funciones específicas en la estación de Lanús y zonas de alto tránsito.
«Esta tecnología se utiliza hace más de 20 años en 107 países del mundo, entre ellos Estados Unidos, España, Francia, Reino Unido, es una necesidad que sigamos equipando con mejor tecnología a los efectivos de seguridad locales y nuestro cuerpo de protección municipal»,
aseguró Kravetz.
Entre los fundamentos del proyecto se señala que «ya en pleno siglo XXI no es lógico seguir discutiendo, con un sesgo meramente ideológico, que medios o nuevas tecnologías utilizar para combatir uno de los mayores flagelos que afecta a todos los ciudadanos por igual, como es el de la inseguridad».
Asimismo, se remarca que «un arma de electrochoque está específicamente diseñada para no matar, por cuanto su objetivo es incapacitar a una persona a partir de una descarga eléctrica que lo inmoviliza temporalmente».


Compartir