23 de junio, 2020

El intendente de San Isidro, Gustavo Posse, el subsecretario de Intervención Federal del Ministerio de Seguridad de la Nación, Luis Morales, y vecinos del barrio La Cava, se reunieron para rediseñar el patrullaje de efectivos de Gendarmería Nacional en el barrio. 

La decisión de que esta fuerza vuelva a hacer recorridas por las calles internas es producto del pedido que el Municipio y los vecinos realizaron al Ministerio de Seguridad de Nación, a cargo de Sabrina Frederic, tras una decisión judicial que hizo retirar los controles de Gendarmería en el lugar.

“Nos reunimos con los vecinos y entidades que trabajan en distintos puntos de La Cava para conversar y presentar el nuevo sistema de recorridas de la fuerza. Nuestro objetivo es optimizar la seguridad en el barrio pero también colaborar en el cuidado y prevención sanitaria de los vecinos”, expresó Posse

En total serán 200 los gendarmes que volverán a caminar por los pasillos y las calles internas. “La intención es intensificar los patrullajes en las paradas de colectivos y en las arterias más portantes«.

«Además,  coordinar con Municipio, Provincia y Nación, distintas acciones para acompañar otros operativos ya sean de salud o desarrollo social”, detalló Morales.

Al finalizar el encuentro, Elsa Espinoza, integrante de Cava en Red, un espacio de participación e integración que se viene construyendo desde hace varios años, comentó: “Ya habíamos tenido la experiencia con Gendarmería y nos sirvió porque nos dio más seguridad y podíamos salir sin miedo. Estoy contenta con esta reunión y la decisión de rediseñar y planificar nuevamente la presencia de esta fuerza».

A raíz de una denuncia contra efectivos de la Gendarmería en las primeras semanas de la cuarentena, se inició una causa judicial, y la Justicia decidió suspender las intervenciones de los gendarmes dentro del barrio. Sin embargo, vecinos y distintas ONG que trabajan en La Cava, no solo desmintieron los hechos denunciados y que están en investigación en la justicia, sino que solicitaron, en conjunto con el Municipio, la pronta vuelta de la fuerza al barrio.

Durante todo este tiempo, la Gendarmería mantuvo los puestos en los distintos accesos al barrio pero se suspendió las rondas dentro del barrio. Ahora, la fuerza volverá a patrullar La Cava y colaborará también con los operativos de salud y acción social.


Compartir