4 de julio, 2018

Por estos momentos, el intendente de Guaminí, Néstor Álvarez, medita si aceptar o no el ofrecimiento realizado por el titular de la Defensoría del Pueblo bonaerense, Guido Lorenzino, para desembarcar en el organismo con sede en La Plata, y trabajar en el área de servicios públicos.
Claro que una respuesta positiva al convite obligaría al jefe comunal peronista a renunciar a su cargo en frente a la comuna, que quedaría en manos de José Nobre Ferreira, que encabezó la lista de concejales en las elecciones de 2015, cuando Álvarez ganó los comicios que lo depositaron en la Municipalidad de Guaminí por segundo período.
Luego de transformarse de rumor a certeza, el mandatario de Guaminí se convirtió en una de las voces más buscadas, aunque por ahora, prefirió mantenerse en silencio.
En tanto la Defensoría del Pueblo bonaerense confirmó que “el ofrecimiento existió”, aunque no aseguró el momento en el que se hará oficial y, mucho menos, la fecha en la que el intendente dejará el Palacio municipal de Guaminí.


Compartir