23 de junio, 2017

La población en alto riesgo sanitario residente en los 14 municipios bonaerenses que conforman la cuenca Matanza-Riachuelo recibirán atención «preferencial, oportuna y de calidad» a través de hospitales provinciales, municipales y centros de atención primaria, a partir de un acuerdo firmado hoy entre el Ministerio de Salud de la provincia y la Acumar.
El convenio fue suscripto por la ministra de Salud, Zulma Ortiz, y la titular de la Autoridad de la Cuenca Matanza-Riachuelo (Acumar, CUMAR), Gladys González, en la sala de situación de la cartera sanitaria en La Plata.
“Nuestro principal objetivo desde el área es garantizar la vida y la calidad de vida de las personas”, dijo Ortiz, quien también aseguró que “la población de la cuenca Matanza-Riachuelo debe ser priorizada porque a la vulnerabilidad que presenta por las condiciones ambientales en las que habita se suma la pobreza estructural, que también pone en riesgo la salud”.
En el acuerdo se explicita la creación de “corredores sanitarios” que facilitarán el acceso a la salud de los vecinos de los distritos de Lanús, Avellaneda, Lomas de Zamora, Esteban Echeverría, La Matanza, Ezeiza, Cañuelas, Almirante Brown, Morón, Merlo, Marcos Paz, Presidente Perón, San Vicente y General Las Heras.


Compartir